Toy Story 3

Lo que Pixar hace es único. Por año nos impresionan con dos trabajos de animación, un corto y un largometraje, de los que podemos estar seguros serán excelentes. Además, empezaron poniendo muy en alto sus estándares con una historia simple pero bien hecha, usando una técnica novel en el mundo del cine, Toy Story les valió uno de los mas importantes premios de la academia el Special Achievement Award (algo como Premio por Logro Especial) por ser el primer largometraje animado por computador, también marcó a toda una generación de espectadores con una historia de un niño y sus juguetes y ahora 15 años después ese ciclo se cierra de manera perfecta, tal como todos esperábamos que sucediera.

Hablemos primero de Día y Noche, el corto que en está ocasión antecede al largometraje. La gente de Pixar quiso arriesgarse con una propuesta más seria, una mezcla impecable de dos mundos que han marcado las películas animadas desde siempre, en un primer plano nos muestran la interacción de dos personajes en 2-D cuyos cuerpos representan uno al día y el otro a la noche, cada escena dentro del día y la noche es una animación por computador que muestra las bondades de cada uno de los escenarios, por ejemplo, en la noche resplandecen las luces de las Vegas mientras en el día la gente se divierte en la playa. El corto es técnicamente impecable, pero no deja la misma sensación de satisfacción de trabajos previos como El Hombre Orquesta o Parcialmente Nublado. Igual es un muy buen abre bocas.

Después el largometraje. Me vi Toy Story 3 en 35mm porque no quería que nada arruinara mi película, Furia de Titanes me hizo considerar seriamente el 3D como formato para ver cine y  después de mi experiencia con Toy Story creo que este formato bien podría sobrar sin que muchos lo extrañaran, porque cuando una historia es sólida, cuando los personajes están tan bien logrados y cuando las emociones se trasmiten de forma tan pura, lo que menos necesita el espectador es que le lancen cosas a la cara. No quiero contarles nada de la historia porque ésta, por ser la última entrega de la saga, descansa en la sorpresa; cada detalle que les dé puede cambiar la perspectiva de lo que vendrá después. Sólo repetiré lo que se vio en los avances: Andy, el dueño de la pandilla de juguetes, es ahora un adulto y se va a ir a la universidad, los juguetes se enfrentan a tres opciones: ir a la universidad con Andy, terminar en el ático con los adornos navideños o ser donados a SunnySide, una guardería. De algo pueden estar seguros así poco sepan sobre la historia y es que esta no los va a defraudar, es un viaje constante de emociones encontradas, y si han sido fanáticos de la serie no exagero si les digo que es muy probable que lloren un poquito, yo me contuve pero no fue fácil.

Toy Story 3 es además una mezcla única de géneros, conservando la esencia de las películas anteriores, la acción se centra en un plan de rescate, esta vez a manera de las grandes películas de robos como Ocean Eleven condimentada con elementos que puede resultar algo terroríficos, como el mico guardián o el bebe que sirve de guardaespaldas, y otros que son ejemplos de comedía pura. Y se complementan todos estos elementos con algo que Pixar sabe hacer muy bien: una escena de apertura de muy alta calidad, tal como sucedió en UP, y un epílogo cuyo único propósito parece ser incrustarse para siempre en nuestra nostalgia.

Toy Story marca ahora la historia del cine como la más constante de las trilogías, conservando siempre su historia en un punto alto y tal vez la razón sea la particular forma de ver el cine de Pixar, bien podrían haber exprimido a estos increíbles personajes con secuelas mediocres como pasó con Shrek, pero prefirieron postergar las demás entregas para hacerlas inolvidables, ojala alguna otra compañía sepa imitar los esfuerzos de Pixar, así podríamos repetir la experiencia de ver una película excelente más de una vez por año.

Anuncios


Categorías:Cine & TV, Para ver

2 respuestas

  1. Parece que del mal del ojo aguado no se ha salvado nadie. Ojala mas estudios tomaran el buen ejemplo de Pixar

  2. Hay otra trilogía de Disney que me parece es más solida que Toy Story, Piratas del Caribe, la razón porque la que uno tal vez le da más importancia a Toy Story es por el alto contenido nostálgico de quienes tenemos 20 años o más.

    Obviamente esta opinión es argumentalmente (sic) hablando.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: