The Last Exorcism (El Último Exorcismo)

Hacer una buena película de terror es complicado, creo que ya lo había dicho, El Último Exorcismo intenta hacerlo y lo logra en parte, sin embargo, para el último acto la acción ya parece haberse gastado durante la primera hora frenética. Es como un carro que llega sin gasolina a la meta. Si es que llega.

The-Last-Exorcism-New-Poster

El Último Exorcismo recurre al mejor invento que el cine de terror le ha dado a la industria del cine. No, no son las niñas poseídas por demonios; ese recurso lo agotó totalmente la industria del cine de terror japonés. Se trata de la cámara en el hombro y el formato documental. Desde la aterradora El Proyecto de la Bruja de Blair hasta la secuela de Paranormal Activity esta técnica de grabación ha conseguido ganarse su lugar en las pesadillas de cientos. Puede que a las imaginaciones perezosas estas películas les parezcan aburridas y prefieran el clásico recurso del silencio-violines-grito que tanto abunda en todo el cine de terror, pero lo que si es cierto es que así como es fácil marearse con esta forma de grabación también es más fácil asustarse.

Al empezar, la película parecía dar un giro fenomenal sobre los exorcismos buscando explicaciones científicas donde lo que reina es la superstición. Esa película hubiera funcionado mucho mejor que la que finalmente nos entregó Daniel Stamm, que termina como una película de terror más. Eso si, el final es inevitable asociarlo con la literatura del multi famoso entre los emos HP Lovecraft lo que de alguna forma le da un plus literario que muchos sabrán agradecer.

Las actuaciones son muy buenas, todos son personajes creíbles pero todavía queda la misma interrogante que con la mayoría de películas que pretenden ser un documental ¿cómo alguien que se gana la vida de camarógrafo no es capaz de mantener quieta la bendita cámara? no sólo eso, este camarógrafo hace unos enfoques tan aleatorios que dudo mucho que haya hecho documentales antes o que haya visto uno siquiera. Por otra parte, un gran pero es que pese a empezar como un documental, a lo largo de la película se hacen concesiones cinematográficas para crear la atmósfera necesaria. ¿cómo se explica que mientras estén grabando un documental se empiece a escuchar una música tétrica de piano justo antes de abrir una puerta?¿los seguía todo el tiempo un sonidista con un sentido del humor bastante retorcido tocando una organeta? no cuadra. Les salió bien pero rompieron sus propias reglas y después del primer acorde de piano la idea del “uuuuu asusta porque es un documental” se pierde para siempre.

¿Asusta? si, mucho, durante casi una hora. Es una buena inversión si a usted le gusta el terror pero una mala si lo que le gusta son esos remakes de películas orientales que llegan cada semana.

 

Anuncios


Categorías:Cine & TV, Para evitar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: